Windows NO es fácil de usar

Seguro que a más de un usuario o usuaria de GNU/Linux le han preguntado alguna vez: “¿por qué usas Linux?” En el mejor de los casos, proseguirán esa pregunta con un “¡si es muy difícil!“. Este no es un post para añadir otra opinión sin importancia sobre las bondades de utilizar sistemas operativos libres. Este es un post es un guión para responder cuando alguien tenga la brillante idea de decir que “Windows es (más) fácil.

Si Windows fuera (más) fácil, no te las verías y las desearías para instalar una impresora en tu ordenador. ¡Ay de ti, si pierdes el CD de drivers y te da por formatear! Porque bajar un driver en la web oficial de tu impresora es ya de por sí una aventura.

Si Windows fuera (más) fácil, no estarías pensando en llamar a Cuarto Milenio preguntándote qué carajo es lo que falla esta vez cuando, un día, te empiezan a salir popups y tu ordenador ya no funciona como antes. ¿Es fácil mantener un antivirus, un antispyware, un antirootkits, un antigromenawers? ¡JA!

Si Windows fuera (más) fácil, no te volverías loco cada vez que cambian de versión y te obligan a pasar por el aro. Lo que antes era así, ahora es asá. Si al menos supieran explicar bien cómo adaptarte a sus bugsfeatures” (o el por qué), tira que te va… Pero no, ¡cada nueva versión, otra aventura nueva (nada fácil)!

Si Windows fuera (más) fácil, no estarías llamando cada dos por tres a [ponga aquí a su amig@ informático] por alguna de las razones aquí expuestas. U otras, incluso más rocambolescas. Eso ya de por sí te haría la vida más fácil a ti y a ella/él.

Otro día (quizá), me animo con la respuesta “es que todo se hace con comandos“.

Imagen de cabecera: wallippo

« »

© 2018 Software Libre o Barbarie. Tema de Anders Norén.